nos mudamos http://darkestnight.foroactivo.com.es/
 
ÍndiceMiembrosGrupos de UsuariosCalendarioFAQBuscarConectarseRegistrarse
Nuevo episodio de la trama: En tiempos oscuros regresa la luz...
Conectarse
Nombre de Usuario:
Contraseña:
Entrar automáticamente en cada visita: 
:: Recuperar mi contraseña

-CONSTRUCCION-
¿Quién está en línea?
En total hay 1 usuario en línea: 0 Registrados, 0 Ocultos y 1 Invitado

Ninguno

La mayor cantidad de usuarios en línea fue 25 el Mar Jul 24, 2012 6:34 am.



Otoño

El otoño es una etapa comprendida entre Setiembre, Octubre y Noviembre con ambientes generalmente secos y con unas temperaturas comprendidas entre los 10º y los 20º. En cuánto a precipitaciones son bastante escasas y las que hay son lluvias que pueden ver variada su intensidad según los frentes. La temperatura puede variar según el lugar donde se encuentre, siendo generalmente más frías en los lugares con más altura que otros, así como el número de precipitaciones.
Últimos temas
» Acerca sobre la trama
por Kal-L Sáb Dic 19, 2015 8:31 am

» EL FORO SE MUDA PARA UN MEJOR ORDEN.
por Kal-L Sáb Dic 12, 2015 8:33 am

» Sigue activo el foro
por Kal-L Sáb Dic 12, 2015 8:28 am

» TRAMA CENTRAL LA VENGANZA DE LOS CAIDOS
por Hal Jordan Miér Ago 26, 2015 2:22 am

» War Of DC Heroes (Elite)
por Bruce Wayne Miér Jul 29, 2015 1:23 pm

» En algún lugar de China - libre
por Alec Holland Sáb Jul 25, 2015 3:28 am

» Sakura Feudal [Élite]
por Bruce Wayne Jue Jul 23, 2015 3:36 am

» ¿¿Quién quiere rolear??
por Oliver Queen Miér Jul 22, 2015 4:16 pm

» Felicity Smoak
por Kal-L Mar Jul 21, 2015 5:24 am

Los Vengadores





Comparte | 
 

 La Historia del Caballero Blanco

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo 
AutorMensaje
Invitado
Invitado



MensajeTema: La Historia del Caballero Blanco   Dom Feb 10, 2013 6:41 pm

Bueno, subiré un fic ambientado en el universo DC, más específicamente en Ciudad Gótica de un personaje propio de mi invención, aunque también aparecen elementos de DC como Harley Quinn, el Joker, Batman y Gatúbela. Espero que les guste, subiré el primer capítulo y si veo que tiene éxito y hay comentarios entonces sigo subiendo los demás :p

Capítulo 1: Recuerdos
Un pitido fuerte resonó por toda la habitación. El muchacho se revolvió un poco entre las sábanas, no queriendo despertar, pero el pitido se hacía cada vez más fuerte y constante.El joven se incorporó con algo de hastío así como estaba con un pijama mientras observaba la fuente del ruido. Una gran pantalla que a un costado emitía una luz roja parpadeante. Tenía una llamada entrante, por así decirlo, y de momento no iba a atender. Si pensaba que era quien era, continuaría llamando hasta que él atendiese, de manera que se levantó y con parsimonia se cambió el pijama por una camiseta blanca y unos jeans.Luego salió de la habitación con rumbo al salón del departamento y miró a su alrededor.
Era un vasto espacio, con todos los lujos y comodidades posibles. Herencia de sus padres, bueno, para adquirirla había tenido que correr de en medio a un par de hijos ilegítimos de su padre, pero eso no había sido ningún problema, ni moral ni nada por el estilo. No era que el muchacho no tuviera moral, la tenia pero a su conveniencia. Buscaba beneficiarse como pudiera de las cosas, y si no lograba sacar beneficio alguno, simplemente no le importaban. Tres malditos años en un campo de experimentación del Círculo lo dejaban a uno de esa manera... Y ya habían pasado unos cinco años desde esa noche, desde que Batman eliminó a Zorias Stern. Fue hasta la mesa del salón y se sentó en una de las sillas. Tomó una pequeña esfera de cristal y la observó fijamente. El único recuerdo "bueno" que tenía de su experiencia con el Círculo... Observando aquella esfera, todos sus recuerdos vinieron con claridad a su mente.La esfera de cristal, lo último de Sophie.

No recordaba que pasó exactamente esa noche. Tantos gritos... Tanto fuego... Tanto ajetreo. Los científicos menos leales a Stern en el Círculo huyeron despavoridos apenas escucharon el nombre "Batman" seguido por la frase "está en las instalaciones".Stern hizo algo mucho peor, ordenó a los hombres que aún le seguían leales que "limpiasen las pruebas mientras él detenía al Murciélago" o eso fue lo que le pareció haber oído de boca de uno de los guardias en ese momento... En el mismo momento que entraban a la habitación que compartía con algunos compañeros y compañeras de reclusión y los asesinaban a todos sin piedad, incluso mataron a su amada, a la chica de la cual se había enamorado y había descubierto que eran mutuos sentimientos: Sophie, la joven que le regaló aquella bonita esfera de cristal, tan solo un día antes de la fatídica noche. Logró ocultarse a tiempo debajo de una de las camas. Los guardias, luego de la masacre no revisaron, muy ocupados en continuar con las demás habitaciones.
Cuando se fueron, el chico pudo deslizarse sigilosamente fuera de la habitación, tratando de comportarse como un fantasma en medio de todo el ajetreo. Y lo logró bastante bien, a decir verdad. Perdido totalmente por los gritos, el lío y todo lo que pasaba en el campo de experimentación, subió sin querer a la oficina de Zorias Stern. Y allí, oculto tras una pared vio todo. Vio por primera vez a Batman, parado sobre una miríada de guardias inconscientes y sobre un muy golpeado Stern, ofreciéndole la mano, aparentemente para que se incorporase y saliese de allí. Lo recordaba como si hubiese sido ayer, en este momento... Era lo que más recordaba de aquella noche.

- No voy a matarte. Mereces que te recluyan por siempre por lo que le hiciste a esos niños.- dijo el Enmascarado.
Stern soltó una risa fría y negó con la cabeza, tenía un arma en su mano.
- No Batman no... Soy un hombre de éxito... Y los hombres de éxito no toleramos los fracasos. ¡Mis experimentos no fueron un fracaso, Murciélago apestoso! Y no tengo nada que hacer en una prisión ahora que he superado al Creador.¡Le he dado dones especiales a la raza humana y mi investigación no morirá! Sabes... Mis hombres ahora están matando a todos los niños...
El Caballero de la Noche no dijo nada, pero con el tiempo, Ignatius se había vuelto enormemente perceptivo, al menos en ese entonces, a las emociones ajenas, un efecto de las experimentaciones, como muchas otras cosas, su cambio físico por ejemplo. Que sus cabellos rubio oscuro se hayan vuelto blancos o que su tono de piel se hubiese tornado tan pálida o aquella delgadez que lo había dotado de un cuerpo mucho más ágil y rápido. La percepción que poseía le hizo darse cuenta de que el Murciélago parecía enormemente consternado por las palabras de Zorias.
- Pero descuida Batman, no te sientas mal...- dijo el científico para luego lanzar una risa fría y siniestra, llena de perversidad: - Si Hitler no pudo acabar con todos los judíos, yo no podré acabar con todos los mocosos de ésta institución, siempre habrá uno que podrá contar la historia y exponer mis grandes logros al mundo. - dirigió el arma a su cabeza - El concentrarte tanto en mí te hizo perder de vista a los chiquillos, pero siempre quedará uno, no sé quien sea... Pero siempre lo habrá y probará que no hay límites para el hombre. Adiós, Murciélago. - dicho esto disparó antes de que Batman pudiese hacer nada (o quizá precisamente no quería hacer nada)
Ignatius, habiendo visto suficiente y no pareciéndole una buena salida ir con el enmascarado, decidió irse en el mismo modo sigiloso que huyó de la habitación. Tuvo mucha suerte y sus movimientos fueron precisos y calculados. Logró escapar del campo y recuperar su libertad, volviendo con su familia. Aunque las cosas ya no fueron como antes.

Sus padres le tenían cierto recelo, en especial por verlo tan cambiado y no solo físicamente, antes un chico interesado. hablador e hiperactivo se había vuelto gris y taciturno, expresaba muy poco interés por la mayoría de las cosas y constantemente se negaba a hablar de su secuestro, nunca quiso hacer una denuncia y prácticamente manipuló a sus padres para evitar que la hicieran.Cuando Ignatius llegó a los 18 años, sus padres tuvieron un horrible accidente donde murieron y su herencia se repartió entre él... Y unos hijos ilegítimos de su padre a los que éste había reconocido a espaldas de su esposa y toda su familia. Esa fue la primera vez que Ignatius usó en beneficio propio y conscientemente, los poderes que tanta experimentación del Círculo le habían otorgado.Pudo recabar muy rápidamente información sobre el pasado y presente de sus dos medios hermanos con apenas estrechar sus manos y se enteró de que estaban en un asunto muy grave de drogas y contactos con los bajos fondos.Con astucia, hizo que los dos criminales fueran encerrados a prisión perpetua y aunque tuvo que lidiar con el enojo y la ira de la madre de los muchachos, logró hacerlo con diplomacia y hasta parsimonia, exponiendo que sus hijos no habían resultado ser más que unos criminales que envenenaban a Ciudad Gótica con su asquerosa droga, que ella no había hecho nada para detenerlos y que no los había vigilado lo suficiente, que había sido una mala madre que no se preocupaba por lo que hacían sus hijos, por sus amistades con las mafias y su cercanía a círculos de deplorable reputación.Los muchachos eran gemelos mayores que Ignatius, tenían unos 21 años, pero aún así la madre se sentía culpable e Ignatius explotó esa culpa para que lo dejase en paz. ¿Qué fue de la señora Bradshaw? Al chico no le importó luego de eso,había oído que había caído en una depresión maníaca y había terminado encerrada en un psiquiátrico. Al enterarse de la noticia, simplemente se encogió de hombros.
Lo que nos llevaba... a la actualidad. El joven esbozó una sonrisa de costado. ¿Qué cosa no? Que una simple esfera de cristal significase tanto para él.La actualidad... ¿Quién era Ignatius Fortsad en la actualidad? Un joven heredero de una inmensa fortuna, con un gran intelecto y bastantes habilidades para la manipulación. Un chico que de proponerselo podía conseguir lo que lograra. Tenía fortuna, inteligencia, sabía defenderse muy bien, tanto con las palabras como con la espada (esto bastante literalmente).

Pero eso no era suficiente. Le faltaba algo, una pequeña chispa, algo que lo impulsase y decidió usar sus habilidades, puso sus talentos al servicio de aquel que le pudiese proporcionar el mejor motivo para cumplir objetivos y misiones. Así surgió el Caballero Blanco, o como prefiere que lo llamen: White Knight. Blanco no solo por el color que predominaba en su cuerpo debido a su cabello y piel, sino también porque así eran sus ideas: blancas. No tomaba verdadero partido por nadie, lo único que buscaba con cada acción de aliarse con otra persona o poner sus habilidades al servicio de un tercero era beneficio para sí mismo. En cuanto a "ocultar" su identidad o no. Había ciertos aliados que no sabían de su identidad real y otros que si sabían. Pero no necesitaba ocultarse demasiado, a pesar de que le gustaba el incógnito que le daba White Knight... White Knight e Ignatius Fortsad fueron uno solo, único e indivisible desde la misma formación del primero. El chico no tenía familiares ni ningún sentimiento de apego hacia nadie. White Knight hizo misiones para todos, un par para la alcaldía y el mismísimo comisionado Gordon y otras para elementos menos... respetables. Basta decir un solo nombre para clarificar todo: El Guasón.
Y el pitido molesto seguía... Cuando pensó en el Guasón volvió a la realidad y escuchó otra vez el molesto ruido. La noche anterior Harley Quinn, la eterna enamorada del Guasón le había enviado un mensaje diciendo que estaba en problemas y que necesitaba ayuda. Knight no se lo contestó.
Y si no se equivocaba, esa llamada tenía algo que ver con el mensaje de anoche. Volvió a la habitación donde estaba esa gran pantalla de última tecnología que permitía la videollamada y la encendió, haciendo que el molesto pitido cesase. Del otro lado de la pantalla había una bonita chica, rubia, con el pelo peinado en un par de coletas y las puntas de los cabellos eran de color rojo y negro. El traje que llevaba la muchacha, que realzaba sus generosos atributos también era del mismo color y parecía representar la figura de un arlequín... Harley, cuando no. Su rostro estaba completamente cubierto por maquillaje blanco que ahora estaba corrido por lágrimas que se escapaban de sus ojos, mientras lloraba y sollozaba, cuando notó que habían contestado su llamada, miró al joven con cierto odio:
- ¡Porque rayos no contestaste mi mensaje anoche! ¡Porque tardaste tanto en atenderme!
- Mmm... Buenas noches y como estás no son palabras que aparezcan seguido en tu vocabulario, ¿no, Harley?- preguntó el joven con sencillez.
- ¡Ahórrate esas idioteces! - dijo la chica visiblemente alterada - El horrible Murciélago... ¡El horrible Murciélago capturó a mi Pastelito!
- ¿Pastelito? - dijo Knight arqueando una ceja - ¿El loco del cabello verde?
- ¡¡No lo llames así!! - exclamó la chica, indignada mientras Knight curvaba los labios en una sonrisa burlona.- ¡¡Solo yo lo comprendo!!
- ¿Porqué será? - dijo el joven rodando los ojos para luego decir: - Bueno, el Murciélago se llevó a tu "Pastelito" ¿que tengo yo que ver en todo esto?
Harley lo fulminó con la mirada y le dice:
- ¡Quiero que vayas a sacarlo de allí, se lo llevó a Arkham!
- Comprendo, que tragedia...- dijo el joven monótonamente y sin interés - ¿Porqué no fuiste tú a sacarlo o alguno de sus matones?
- ¡Porque lo destruyó todo! Una redada policial como cualquier otra... Creíamos que lo teníamos bajo control. Pero... pero...
- Los subestimaron, eran más de lo que sus locas cabecitas creían, rompieron todo, y Batman capturó a tu queridito... Lo que me lleva a preguntarme ¿Porqué no te capturó a ti también?
- ¡Logré huir antes de que esos malditos me atraparan! ¡No sabes lo mucho que me dolió separarme de él! Fue tan tierno... No quiso que fuera, me apartó con un buen golpe en la cara alejándome de esos policías para que me vaya...
- Encantador, realmente encantador...- Knight rodó los ojos - ¿Qué gano yo si voy a Arkham y me tomo la molestia de rescatarlo? Es la primera vez que pensé que el Guasón iba a necesitar una misión de rescate... Me parece sospechoso.
- ¡¡¡Sospecha lo que quieras!!! - gritó casi ensordecedoramente Harley, visiblemente nerviosa - Y mira, sabandija, más vale que lo hagas o sino...
- ¿O sino? ¿Vendrás a matarme o enviarás matones, o me pondrás alguna absurda trampa teatral como acostumbran tú y tu amado? Adelante, te desafío a que hagas cualquiera de las cosas, ninguna servirá. Además, no creo que a él le agrade mucho enterarse luego, de tus amoríos con cierto matón fornido cuando él estuvo en Arkham la última vez... Max Bergstrom ¿no?
Si no fuera por el maquillaje, cualquiera habría podido decir que Harley palideció horriblemente y se quedó estática.
- Que... que acabas de decir... ¿M-Max? Como... ¿como sabes?
- Querida, deberías haberte cubierto el brazo la última vez que me asignaste una misión personalmente...
- Eres un hijo de...
- Mi madre ¡gracias! Ahora bien. Dame algo que resulte beneficioso y listo, lo de Bergstrom, con lujo de detalles y cada seña tuya ese día, nunca caerá de mi lengua. Intenta atacarme y atente a las consecuencias...- se encogió de hombros como si fuera lo más fácil del mundo mientras jugaba con la pequeña esfera de cristal que aún sostenía entre sus dedos.
Pero entonces Harley lo observó y dijo con una sonrisa alegre en los labios:
- ¡Tengo algo que te resultará muy beneficioso! Qué te parece este trato... Vas por mi Pastelito y te recompenso con armas, toxinas e... información. ¿Buscas a los responsables de la matanza del Círculo no? Los hombres de ese tal Stern que murió en el campo de experimentación cuando Batman lo atacó.
Cuando mencionó a los Guardias del Círculo, White Knight se sorprendió por primera vez ¿Estaba Harley diciendo la verdad? Parecía demasiado alterada para mentir, aunque estar alterada era su estado de ánimo perpetuo.
- Dame pruebas de que tienes dicha información y aceptaré.
La chica se dio vuelta y comenzó a rebuscar entre unos papeles, buscando algo desesperadamente hasta que sacó una fotografía de debajo de unos libros. Suspiró y dijo más para ella que para Ignatius:
- A mi Pastelito no le gustará que haga esto pero... ¡Lo hago por él!- luego acercó la foto a la pantalla... Era de un hombre maduro vestido de traje y con sombrero, apoyándose en un bastón negro con pomo metálico con forma de cabeza de león.
- Julius... Julius Kamel...- dijo el joven con odio que no pudo reprimir a pesar de su indiferencia general para con las cosas. Julius Kamel, el capitán de la guardia del campo del Círculo, siempre llevaba ese bastón, siempre tenía esa cara de amargado, era el que habia ejecutado las órdenes de Stern sin rechistar y con un morboso deleite. Al que vio como le brillaban los ojos cuando le disparaba a sangre fría a un niño en la cabeza.
- Conoces al hombre... Bien ¿y sabes lo que ha hecho verdad? Bueno, si vas a buscar al Señor Guasón voy a darte todo lo que te prometí. No lo meteré a él en esto.
Miró a la joven y dijo:
- Está bien. Esto es aceptable. Iré a prepararme.
A Harley parecieron iluminársele los ojos al escuchar su respuesta y con odio en la voz dijo:
- Mata al Murciélago.
El joven negó con la cabeza:
- Yo solo acordé rescatar a tu loco. Pero... veré que puedo hacer con Batman, si me lo encuentro. Ten las recompensas listas.
Dicho esto apagó la pantalla sin siquiera despedirse y fue a una vitrina donde guardaba su traje para esas ocasiones. Era un traje enteramente blanco, aunque de un material muy resistente y a la vez fino y maleable. La tela incluso tenía propiedades antibala. Acompañó el traje blanco con un sombrero de ala ancha del mismo color y fabricado con la misma tela especial (recompensa de un mafioso, que tenía contactos con el ejército y de ahí consiguió el traje [mas especificamente de la seccion restringida de investigación militar], por sacarlo de un percance bastante grave con una familia de delincuentes rival, de hecho habia sido el primer trabajo que había hecho). Cuando ya se hubo cambiado con traje y sombrero, faltaba lo último... La máscara. Una antigua máscara veneciana totalmente blanca, herencia de su abuela. Tenía las dos aberturas para los ojos y terminaba en una ligera punta, aunque no era como aquellas que tenían picos largos, sino todo lo contrario, simplemente era algo triangular.La tomó y se la colocó, cubriendo su rostro.

Vestido así, tomo lo necesario de su "caja de herramientas", una gran caja bien asegurada donde White Knight guardaba todas sus cosas ´para cuando surgía una misión: Su espada de plata Agrante en su vaina de cuero blanco que también adosó al pantalón. Docenas de pequeñas esferas de cristal que colocó en una cajita protectora. Eran granadas miniatura, explosivas, aturdidoras y de humo y venenosas. El cristal del que estaban hechas no se rompería fácilmente si tropezaba o si justo llegaban a golpear donde estaban las esferas. Por el contrario, tenía un pequeño botoncito que solo un muy fuerte contacto con el suelo podría activar, haciéndolas seguras para que las llevase. Además la cajita las resguardaba de cualquier golpe brusco dado que era muy segura y el interior suave y aterciopelado. Puso lo último, que no le gustaba usar pero que le era indispensable por las dudas: una pistola calibre 38 también blanca, del otro lado, en una pequeña pistolera.
Salió hasta el garage que tenía el apartamento, abrió el portón automáticamente y se subió a su Honda Civic blanco, modificado con vidrios polarizados muy fuertes para que nadie viera, hacia dentro, un motor mucho más potente que un Honda común y una capa de blindaje que le costó una fortuna, pero que valía mucho la pena, después de todo, podía costeárselo con el dinero de los astilleros propiedad de su familia y ahora suya. Suspiró y arrancó el vehículo a toda velocidad, aunque conduciendo silenciosamente, deslizándose como si el coche fuera un fantasma por las casi desiertas calles de Gótica a esas horas...
Volver arriba Ir abajo
Harvey Dent
Secret Society of Supervillains
Secret Society of Supervillains
avatar

Nombre Completo : Harvey Dent
Alias : Two Face
Avatar : Aaron Eckhart
Edad : 35 años
Habilidades : Gran conocimiento de las leyes y combate cuerpo a cuerpo
Frase : La única ética en un mundo cruel es el azar: objetivo, imparcial... justo
Situación Sentimental : Soltero y divorciado Empleo /Ocio : Criminal
Localización : Gotham City

MensajeTema: Re: La Historia del Caballero Blanco   Sáb Feb 16, 2013 5:47 am

Mola mucho, en serio, es un personaje interesante y al parecer con mucho trasfondo psicológico, me ha encantado, cuándo lo tengas sube el siguiente capítulo ^^


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
Invitado el azar te juzgará

El AZAR:
 

[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] - [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] - [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Invitado
Invitado



MensajeTema: Re: La Historia del Caballero Blanco   Sáb Feb 16, 2013 6:25 pm

Siguiente capítulo para el amigo Eddie y cualquiera que quiera leerlo XD. Recuerden, comentarios son bien recibidos y estimulan a seguir subiendo capítulos xD:


Capítulo 2: La Misión
Mientras conducía por las silenciosas calles de Gótica pensaba en que haría ¿cómo liberar al Guasón de Arkham? Aunque había un detalle que Harley no le había dicho ¿Lo habría capturado hace poco? Porque de ser así quizá se topase con Batman yendo de camino al psiquiátrico. Aunque lo hubiese capturado la noche anterior todo el papeleo que atrapar al Guasón implicaba y todas las demás formalidades seguro hubieran hecho que el Payaso pasase su día en una bonita celda de la comisaría hasta que su traslado al asilo fuese factible. Miró el tablero del coche, lleno de distintos dispositivos y aparatos además de los clásicos medidores de velocidad y combustible.Otras cosas que le habían costado bastante caras, sin embargo pudiendo pagarlas... ¿Porqué no hacerlo? Activó una pequeña pantalla junto al tablero, la misma era un radar. A esa hora no había demasiado tráfico y si detectaba algún automóvil cerca, había bastantes posibilidades de que fuese Batman enfilando a Arkham. Aceleró un poco más, tratando de encontrar algo en el radar, y si no lo encontraba, iría directamente al asilo. Miraba a la pantalla de vez en cuando pero se enfocaba más en el camino, no quería ninguna sorpresa desagradable.
Entonces fue cuando escuchó un ligero pitido, procedente del radar, lo observó y vio que tres automóviles estaban a dos calles de distancia, si se apresuraba podría cortarles el paso... Apretó aún más el acelerador y la marcha del coche se volvió todavía más vertiginosa, haciendo gala de la gran potencia que ese motor tenía.
Giró en una de las calles y siguió rumbo hasta que se dio cuenta que estaba en la misma calle que sus blancos, frenó todo lo que pudo y el coche quedó detenido de costado en la intersección de las calles.
Miró por la ventanilla y se regodeó al ver los tres blancos. Uno era inconfundible: el estilizado Batimóvil negro, estaba flanqueado por dos coches patrulla de la policía. El trío de automóviles se detuvo y de uno de los de la policía se bajaron un par de agentes.
- Señor, aparte su vehículo, está interrumpiendo una operación de escolta policial.
Knight suspiró y ni siquiera se dignó a responder, ahora solo tenía que esperar...
- ¿No me oye? ¡Aparte su vehículo del camino!
Nada de nada... Hasta que oyó pasos hacia su coche. El joven enmascarado vio a través de la ventanilla como los agentes se acercaban cautelosamente hasta que estuvieron a centímetros y uno golpeó suavemente el cristal con uno de sus dedos mientras observaba como tratando de ver hacia el interior del Honda. Esa era la enorme ventaja de los vidrios unidireccionales, permitían ver pero no ser visto.
- Ésta es su última advertencia, mueva el vehículo o...
Pero Knight ya se había cansado y sus presas estaban cerca, de imprevisto abrió violentamente la puerta del conductor del coche que pegó fuerte en la cara de uno de los policías que se había inclinado para observar mejor a la ventana. Mientras el otro observaba horrorizado y buscaba torpemente su pistola por la sorpresa, White Knight salió y le dio un golpe en el estómago y otro en la nuca. Al que estaba tirado en el suelo, le dio una fuerte patada en la cabeza para dejarlo inconsciente y mientras el otro seguía aturdido por los golpes lo tomó por detrás y lo inmovilizó pasando su brazo por el cuello, encarando así a las patrullas y al Batimóvil.
Los policías restantes se bajaron enseguida del coche y apuntaron con sus armas, el mismo Batman descendió de su vehículo. Knight sonrió de costado bajo la máscara y sacó su larga espada de plata: Agrante. A través de un botón en la empuñadura, la hoja comenzó a acortarse hasta volverse del tamaño de un cuchillo, para manipularla mejor y pegar el filo a la piel del cuello del policía. Desafiante dijo a quienes le apuntaban:
- ¿Van a dispararme? Hay dos posibilidades y ninguna es buena para su querido amigo. Que les fallen los disparos y terminen matándolo a él... O más simple, que yo sea aún más rápido y lo degüelle como a un cerdo. Sin embargo, atiendan a mis demandas y su compañero no sufrirá daño alguno. - dicho esto dirigió su mirada al Caballero Oscuro: - Y te estoy hablando especialmente a ti, Batman.
El héroe observó al joven y le dijo:
- ¿Qué deseas?
- Dame al Payaso, no me sigas y éste sujeto seguirá viviendo su vida tranquilamente.
Batman miró intensamente a White Knight y él cruzó su mirada con la del Murciélago, parecía un duelo desafiante entre las miradas de los dos contrincantes. Los policías con sus pistolas e incluso el rehén parecían mero decorado.Knight apretó más el cuchillo y activó sus poderes, recabando datos de su rehén al tocarlo con las yemas de sus dedos en el descubierto cuello.
- Vamos, dame al Guasón y esta noche Tony vuelve con su encantadora esposa Sarah... Y con sus bonitos hijos, Frankie y Russell...
- Como... como...- comenzó a decir Tony.
- Lo sé, simplemente lo sé... Hasta sé que tu esposa está embarazada. Podría contarte sobre el mismo momento en que lo concebiste. Un asco, nada interesante la verdad. Pero no nos distraigamos del asunto principal ¿Qué dices, Batman? Dame al Guasón y libero a nuestro querido amigo.
El Enmascarado sacó con rapidez uno de sus boomerangs con forma de murciélago y se disponía a arrojarlo rápidamente, pero Knight fue más rápido y apretó aún más el cuchillo, causando que la sangre comenzase a deslizarse por la piel del cuello del policía.
- No, no, no... No tan rápido, mi querido amigo. A Tony le puede pasar algo muy feo por centrarte en un objetivo. Como a esos niños... ¿Es necesario que te recuerde tus anteriores fracasos, Batman? ¿Es necesario que te recuerde lo que pasó la última vez en el campo de experimentación Prometheus? ¿Es necesario que mencione el nombre de Zorias Stern?
Batman bajó el boomerang y miró a Knight extrañado,comenzando a retroceder nuevamente hacia el Batimóvil. Abrió la puerta nuevamente y entró unos segundos para luego salir, llevando consigo al Guasón, que tenía las manos atadas con unas esposas.

El cabello verde despeinado, el traje púrpura algo roto y polvoriento, unas marcas de golpes negros en el maquillaje blanco del rostro eran los signos más claros de lucha y forcejeo que tenía el hombre en su cuerpo... Pero nada le borraba esa sonrisa, esa maldita y diabólica sonrisa en aquellos labios pintados rojo carmesí.
- ¡Vaya Whitie! - dijo con tono jovial - ¿Tú eres el equipo de rescate? ¡Haces un buen trabajo! Hasta hiciste que el ratón volador me sacará del coche. Es poco cómodo ¿eh, Batman? Te sugiero cambiar la tapicería de inmediato.
Batman no dijo nada ante ningún comentario del Guasón, simplemente miró a Knight y le dijo:
- Suéltalo.
Knight se acercó aún con el rehén entre sus brazos y bajó el cuchillo, guardándolo, al ver como Batman se acercaba, sin embargo, debido a que no confiaba en el Caballero Oscuro, metió sigilosamente una de sus manos en uno de los bolsillos y, abriendo la caja con los explosivos, tomó una de las pequeñas esferas de cristal. Cuando Batman soltó al Guasón, Knight empujó a Tony hacie él y antes de que él o los agentes que lo apuntaban pudieran reaccionar, tomó al Payaso del cuello del traje y arrojó la esfera de cristal entre los coches patrulla, dio media vuelta y salió corriendo a su Honda Civic junto con el criminal aún esposado. Hubo un cegador destello blanco detrás de ellos que dejó aturdidos y enceguecidos a los oficiales y al Murciélago. Knight pisó el acelerador a fondo y salió de allí raudamente.
- Vaya, vaya Whitie... A que fuiste listo... Pero aún sigo esposado ¿Porqué no me las quitas? No son mi talla ¿sabes?- dijo el Guasón mientras emitía una ligera risilla.
- De eso se encargará Harley cuando lleguemos con ella.- marcó algunas cosas en el tablero y vio que en el Posicionador Global tenía nuevas coordenadas, enviadas por Harley Quinn. Sin duda ella le había enviado las coordenadas del escondite donde se encontraba: Una vieja fábrica abandonada, según pudo ver en la descripción que el Posicionador le hacía del punto señalado. - No me gusta tener locos sueltos en mi coche.
- ¡Pues deberías esposarte, amigo! - graznó el Guasón para luego reír frenéticamente y decir: - ¡Después de todo tú estás tan pirado como yo!
- Eso no es cierto.
- Siiiiii looo essss... Te mereces un lugar entre los muchachos en Arkham.
- Si son listos me enviarían a la prisión de Blackgate, no a Arkham. Escaparía en menos de lo que canta un gallo.
Nuevas risas estridentes de parte del Guasón mientras decía:
- Jajajajajaja... Si, si... No me sorprendería... No sé para qué mi querida Harley se molestó en enviarte ¡Estaría fuera al día siguiente!
Knight siguió conduciendo hasta que llegó a la fábrica abandonada.Aparcó en el estacionamiento y se bajó del coche, arrastrando al Guasón consigo.
- Eh... ¡Eh! Cuidado, ¡que me arrugas el traje! - se quejó el Payaso, mientras Knight iba a la entrada del edificio. En el umbral estaba Harley Quinn, sosteniendo un libro entre sus manos y con un bolso a su lado.
- ¡Pastelito! - exclamó Harley al ver al Guasón, que sonrió ampliamente y le dijo:
- ¡Ya estoy en casa, querida!
- Oh, estás esposado... Enseguida rompo esas esposas cuando entremos. - miró a Knight y le tendió el libro: - La información que me pediste por hacer esto...- miró el bolso y dijo: - Y algunos regalitos más. Como te dije, armas, toxinas, etcétera...
- ¿Información? ¿Qué estas buscando, Whitie? ¿Alguna noviecita perdida por ahí? ¿Colorante blanco? ¿Polvo para lavar ropa blanca? ¿Harina?
- Nada de tu interés, Guasón...- dijo Knight mientras tomaba el libro y lo abría. Había innumerables fotos de Kamel, seguida de bastante información que leería con más detenimiento en su casa. Luego examinó el bolso y vio de todo un poco: cuchillos, chascos explosivos, botellas de gas de la risa... - Es un pago aceptable, Quinn. Fue un placer hacer negocios contigo.
Dicho esto tomó el bolso y con el libro en mano volvió al Honda Civic, cuando estaba por entrar al coche, oyó que el Guasón le decía:
- ¡Eh, Whitie! Lo haces muy bien... ¿Has pensado unirte permanentemente a nuestra organización?
Knight levantó la mirada y observó al Payaso, negó con la cabeza y le dijo:
- No. No me interesa tomar el bando de nadie permanentemente, Guasón. Prefiero seguir éste camino.
- Pues... ¡Ten cuidado! Porque si te interpones en mi camino ¡Te mataré! ¡Y no de la risa!- comenzó a reír maniáticamente. Knight rodó los ojos y entró a su coche, pisando el acelerador y largándose de allí... Seguramente le esperaba bastante tiempo a la caza de Kamel.
Volver arriba Ir abajo
Oliver Queen
Justice League of America
Justice League of America
avatar

Nombre Completo : Oliver Jonas Queen
Alias : Green Arrow, Arquero esmeralda, Arrow
Avatar : Stephen Amell
Edad : 48 años
Habilidades : Gran puntería y destreza con el arco, agilidad y combate cuerpo a cuerpo
Frase : En el fondo no soy un héroe... soy un cazador
Situación Sentimental : Casado con una rubia chillona Empleo /Ocio : CEO Queen Industries y Vigilante
Localización : Star City

MensajeTema: Re: La Historia del Caballero Blanco   Dom Feb 17, 2013 2:02 am

Interesante capítulo pero si te soy sincero me ha gustado mas el primero aunque con eso no digo que este sea malo, solo que soy amante de los personajes "tenebrosos" y "oscuros" y la presentación ha sido increíble, sigue así ^^


[Tienes que estar registrado y conectado para ver esa imagen]
[Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] | [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo] | [Tienes que estar registrado y conectado para ver este vínculo]
Volver arriba Ir abajo
Ver perfil de usuario
Contenido patrocinado




MensajeTema: Re: La Historia del Caballero Blanco   

Volver arriba Ir abajo
 
La Historia del Caballero Blanco
Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba 
Página 1 de 1.
 Temas similares
-
» El mejor altavoz de la historia
» HISTORIA DE DOS TESOROS D3ESWCUBIERTOS CON EL DEEPERS
» Historia de Unicron y sus prototipos
» la historia de blitzwing/sky-jetfire
» LA HISTORIA OCULTA DE LA RAZA HUMANA.

Permisos de este foro:No puedes responder a temas en este foro.
 :: Off Rol :: Juegos y Otros-
Cambiar a: